18
Vie, Ago

¿Sabías que el mar es salado por el efecto de la lluvia, las rocas y los ríos?

Opciones de Texto

Cuando el agua se evapora en la superficie terrestre y se acumula como vapor en las nubes, arrastra partículas de dióxido de carbono o CO2. Esto hace que el agua se ponga un poco ácida, luego la lluvia que cae sobre las rocas las disuelve lentamente liberando sales que llegan a los ríos y al mar, arrastrando poco a poco la sal de las rocas hasta el océano. Resulta, ahora, que gran parte de los iones que los ríos arrastran hasta el mar son el cloro y el sodio, los elementos que componen la sal común.

Así, siguiendo el ciclo del agua, el mar termina acumulando las sales que son arrastradas hasta él. Entonces ¿por qué no aumenta su salinidad? Porque la sal se acumula y decanta hacia el fondo marino, equilibrando cuán salada es el agua. Esto explica también porque en los polos el agua es menos salada que en el trópico, porque en los polos la sal se diluye con el agua que se derrite de los hielos y en el trópico se evapora más líquido, dejando el océano más salado y denso.

Fuente: Oceanservice.noaa.gov